Mourinho besando

Mourinho, nos vemos en la final!, por @alexcibernetica

Hace apenas media hora las caprichosas bolitas, y la mano inocente del no tan inocente pero sí querido Figo, marcaban el destino de los cuatro mejores equipos de Europa.
La primera de ellas, la nuestra, Real Madrid, ida en casa.
Lo que para muchos es un inconveniente a mí me parece ventaja.
Y más después de lo vivido con el Dortmund.
Y más si nuestros jugadores son capaces de aprender de esa experiencia (en este punto tengo mis dudas, pero espero que los IQs más altos del vestuario, sepan hacérselo ver a los IQs más bajos, y no sólo me refiero a Ramos…)
Vital hacer un gran partido en el Bernabéu, y de nuevo, a “confiar” en el ángel de Íker, o en la inspiración de Pepe, o en la “sabiduría” de Carlo, haciendo titular (se lo suplico) a Coentrao por encima de Marcelo, para mantener la portería a cero.
Ojalá un Cristiano ya pletórico de fuerzas, y un Bale y un Benzemá que, junto al luso, sepan echarse el equipo a las espaldas.
La vuelta sé, o imagino cómo será. Un infierno, ya no turco, sino teutón.
Trabajar la entereza mental de los jugadores es tarea del cuerpo técnico. ¿Habrán ellos aprendido de lo que nos deparó cuartos?
ACTITUD, CONCENTRACIÓN Y DOS DOCENAS DE HUEVOS (incluídas los del entrenador, que ya, a estas alturas de la temporada, va siendo hora de eliminar esa imagen de eunuco italiano)
Por ahí pasa nuestra soñada décima.
En la otra semifinal, el Atlético visitará al Chelsea. Dos equipos llenos de pasión, de contragolpe, de fuerza, dirigidos por dos magníficos entrenadores, el maestro, José Mourinho, el virtuoso aprendiz, Cholo Simeone.
¿La experiencia del portugués será un grado?
Deseo suerte a Mou, y deseo, con todas mis fuerzas, ganarle la final en Lisboa.
#HalaMadrid.

Entradas Relacionadas:

Xabi Alonso: Winter is coming, por @Alvaro_FUT
¡Dejadle entrenar!, por @msolgcampos
Decálogo del fracaso madridista, por @alexcibernetica
Figuras geométricas, por @Frank9412_co
Categories Artículos